Registrarse | Iniciar | Boletines    
 
 
ListaCiencia Minimizar
Estilos de vida y sedentarismo en los jóvenes europeos 
06/09/2005

El objetivo de un estudio, encargado por la UE y titulado: “Estudio sobre los estilos de vida y sedentarismo en los jóvenes y el papel del deporte en el contexto de la educación, como medio para restablecer el equilibrio”, es arrojar luz sobre los estilos de vida y el sedentarismo de los adolescentes europeos, concediendo especial importancia al problema del sobrepeso y al papel del deporte desde un punto de vista interdisciplinario.

Este estudio analiza el incremento del sedentarismo entre los jóvenes europeos, teniendo en cuenta diferentes contextos: personal o del propio individuo, lo cual incluye sus actitudes psicosociales y pautas de comportamiento; social o relativo a las personas que interactúan directamente con los niños y los jóvenes; las instituciones y organismos sociales en los que participan o pasan tiempo los jóvenes y donde desarrollan ciertos aspectos de sus hábitos y los factores culturales y normativos, así como estructuras socio-políticas.

1.- Conclusiones

1.1. Actividad física y deporte

Se ha observado que en todos los países de la Unión Europea los chicos son más activos que las chicas y suelen realizar actividades intensas, mientras que las chicas prefieren actividades más moderadas.

Especialmente en los países del norte, oeste y centro de Europa se observa una polaridad cada vez mayor en la población adolescente, dependiendo de su estatus socioeconómico y la profesión de los padres.

Nunca antes había habido un número tan elevado de adolescentes que hicieran deporte, pero a su vez la mayor parte de los niños y los adolescentes, en especial las chicas, de los Estados Miembros de la UE en los que se han realizado estudios, no llegan a realizar una hora al día de actividad física, lo cual se considera la actividad recomendada para gozar de buena salud. Indiscutiblemente, el hecho de realizar algún deporte no es suficiente para compensar las carencias de la educación física escolar y los hábitos sedentarios del día a día.

1.2. Televisión, ordenadores y consolas o videojuegos

En la mayoría de los países de la Unión Europea, la televisión es el medio más popular. Durante los fines de semana, casi la mitad de la población infantil pasa la mayor parte del tiempo delante del televisor. Cabe destacar que los chicos ven más la tele que las chicas.

Una quinta parte de los adolescentes europeos utilizan el ordenador durante una media de tres horas al día. Conforme aumenta la edad, también se incrementa el uso de Internet y de actividades creativas, en detrimento de los juegos de ordenador.

Se observa cierta polarización social: los jóvenes de familias con una posición social más baja ven la televisión y juegan con videojuegos con mayor frecuencia, mientras que los que pertenecen a un estrato más elevado utilizan más el ordenador e Internet.

1.3. Nutrición

Entre la población joven, los índices de consumo de carne y embutidos, así como los de azúcar y dulces son demasiado elevados, mientras que la ingesta de cereales, patatas, arroz, pasta, fruta y hortalizas es, en general, demasiado baja, aunque se observan diferencias entre los índices de consumo de los diferentes países.

La ingesta energética total de los niños y los jóvenes europeos no supera los valores recomendados por las organizaciones nutricionales nacionales. En la mayor parte de los casos, los datos empíricos de la ingesta total en la población joven se aproximan a los valores recomendados o incluso están por debajo de los mismos.

Los jóvenes de las clases sociales más bajas suelen tener hábitos alimentarios inadecuados y un comportamiento nutricional poco saludable. Cuanto mayor es su grado de inactividad física, peores son sus hábitos alimentarios.

En algunos países, se han llevado a cabo estudios con los que se pueden realizar comparaciones temporales, que indican que en los últimos años la ingesta total diaria no ha variado o incluso ha descendido ligeramente.

1.4. Relación entre los diferentes elementos que conforman el estilo de vida de los jóvenes

Los estudios no reflejan que haya relación alguna entre la actividad física y el uso de la televisión, el ordenador o los videojuegos. No se debe dar por supuesto que ver la televisión o realizar otras actividades sedentarias pueda sustituir a la actividad física. Más bien, parece que los jóvenes pueden tener tiempo suficiente para realizar actividades sedentarias y hacer ejercicio físico.

Aunque, por lo general, los niños y los adolescentes consumen más aperitivos y refrescos mientras están viendo la televisión. En este contexto, se puede afirmar que el consumo de estos alimentos es mayor en jóvenes que pasan más horas delante del televisor. En lo que respecta a la actividad física, existe una correlación positiva estadísticamente significativa entre el consumo de alimentos poco adecuados desde el punto de vista nutricional y la inactividad física, mientras que por el contrario existe una correlación positiva entre el consumo de alimentos que favorecen el rendimiento físico y la práctica de ejercicio.

1.5. Consecuencias del sedentarismo de los jóvenes

No sólo repercute negativamente en su condición física, sino que también afecta a su desarrollo social y mental. Dada la relación positiva entre la actividad física y las habilidades cognitivas, sociales y emocionales, es posible que el progresivo aumento del sedentarismo tenga como consecuencia un deterioro de las competencias psicosociales.

La falta de actividad física durante la infancia y la adolescencia tiene efectos posteriores en la edad adulta, por lo que es preciso buscar soluciones para promover estilos de vida activos y conceder una mayor importancia al papel de las actividades deportivas en el contexto de la educación.

Se ha observado que la repercusión de las desigualdades sociales en los estilos de vida de los jóvenes es cada vez mayor, lo cual tiene como consecuencia un incremento de la polarización en la población joven de los países de la UE.

1.6. Sobrepeso y obesidad

La inactividad también incrementa el riesgo de padecer obesidad y sobrepeso. Las definiciones de sobrepeso y obesidad, los métodos de evaluación y los sistemas de referencia varían en los diferentes países de Europa. También existen diferencias con respecto a las tasas de prevalencia de los diferentes países de la Unión Europea: las más altas son las del sur de Europa, las más bajas las de los países bálticos. Dado el alcance que tiene el problema actualmente, se puede considerar una epidemia.

Los niños con problemas de sobrepeso tienen más probabilidades de convertirse en adultos con sobrepeso, con lo cual también hay más probabilidades de que su salud sea precaria.

Las causas principales del sobrepeso y la obesidad son la predisposición genética, el consumo elevado de grasas y un gasto energético insuficiente. El espectacular incremento del sobrepeso no se puede explicar porque existan cambios repentinos en el acervo genético humano, ni por un aumento de la ingesta energética total, ya que ésta ha disminuido ligeramente durante las últimas décadas, por lo que es probable que la principal causa del sobrepeso y la obesidad sea la inactividad física de los jóvenes. La falta de actividad y el sedentarismo son los factores principales del incremento epidémico del sobrepeso en niños y adolescentes.

Los aspectos que influyen en el estilo de vida y el sedentarismo de los jóvenes son diversos y complejos y se caracterizan por determinados mecanismos interrelacionados. Entre los elementos que forman parte del estilo de vida de los jóvenes, el deporte y la actividad física son de vital importancia, no sólo como medio para mantener un equilibrio energético, sino también para estimular factores emocionales.

2.- Importancia de la actividad física y el deporte en el contexto de la educación como medio para restablecer el equilibrio

Dado el incremento del sedentarismo en los jóvenes de toda Europa, uno de los principales objetivos de este estudio es evaluar de qué manera se puede estimular a los jóvenes para que lleven una vida más activa, mediante la práctica de actividad física y deporte en el contexto de la educación.

2.1. Situación actual de la educación física y oportunidades para realizar actividad física y deporte en el contexto de la educación

La asignatura de educación física es obligatoria en los 25 países de la UE y está regulada por normas y/o planes de estudio escolares autorizados por el gobierno.

A juzgar por los estudios existentes sobre la situación de la educación física en los centros escolares, la importancia de la actividad física y el deporte ha disminuido en casi todos los colegios de los países de la UE.

No se puede todavía afirmar que la educación escolar ofrezca a los jóvenes y los niños una oportunidad adecuada para realizar actividad física y deporte escolar, ni que esto sea suficiente para restablecer el equilibrio y compensar el sedentarismo.

2.2. ¿Son apropiados los conceptos europeos sobre educación física para restablecer el equilibrio?

Se puede observar que la salud preventiva así como la enseñanza de teoría y de aspectos prácticos dentro de la disciplina escolar de la educación física tiene un tratamiento diferente en los diversos países de la Unión Europea. Entre los diversos conceptos de educación física no se aprecia uniformidad en la importancia dada a la "promoción de la salud", ni en lo que se entiende por "educación para la salud".

Con respecto a si se debe considerar que los conceptos que se tienen en Europa sobre educación física son apropiados para restaurar el equilibrio, la respuesta es que en algunos países se dan condiciones favorables ya que los programas de la asignatura de educación física cuentan con objetivos adecuadamente formulados. En otros países, los programas escolares de educación física no fomentan especialmente contenidos basados en el deporte o el ejercicio físico. Asimismo, parece que no hay un consenso entre los expertos en educación física en cuanto a la conveniencia de aplicar en el resto de Europa el modelo finlandés en el que se ha creado una disciplina escolar diferente para la salud preventiva de los niños y los adolescentes.

2.3. ¿Qué tipo de educación se necesita en los colegios europeos para promover estilos de vida activos?

Es preciso poner en marcha en los centros escolares programas intervencionistas e interdisciplinarios que se adecuen a la magnitud del problema del sedentarismo y programas pragmáticos que contribuyan no sólo a que los niños y los jóvenes, sino también sus padres y profesores, adquieran experiencias y realicen descubrimientos en el entorno escolar.

Todas las iniciativas cuyo objetivo sea incrementar la cantidad de ejercicio físico que se realiza en los centros escolares son importantes. Pero el efecto de todas estas medidas a largo plazo será limitado si no se inician y extienden de forma progresiva nuevos "sistemas" que vayan más allá de la institución del "colegio" y se tienen también en cuenta otros agentes, como el hogar, los clubs deportivos, las autoridades sanitarias y la comunidad social.

2.4. ¿Es posible restaurar el equilibrio mediante la educación y las acciones realizadas en los centros escolares?

Es muy improbable que se pueda resolver el problema del sedentarismo únicamente con la educación escolar – aunque ésta sea adecuada y diversa. El problema radica en el propio sedentarismo, que afecta a todos los aspectos de la vida cotidiana y el entorno social de los niños y adolescentes. Por este motivo, es vital intervenir de una forma adecuada en los diferentes contextos de la vida de los jóvenes, tanto informales como institucionales y realizar las modificaciones estructurales que sean necesarias para fomentar estilos de vida activos que se complementen entre sí. Para ello, es necesario establecer nexos comunes entre las autoridades educativas, instalaciones deportivas y otras instituciones sociales, como organismos sanitarios y representantes de la industria alimentaria y que sus acciones estén apoyadas por los medios de comunicación locales.

3.- Recomendaciones

Es preciso establecer una estrategia de intervención que abarque diversos contextos (casa, centro escolar, club deportivo o social, comunidad). Aparte de proporcionar información cognitiva acerca de los riesgos asociados al sedentarismo, esta estrategia debe incidir en mayor medida en los aspectos emocionales y pragmáticos e intentar asociar la autoaceptación de los jóvenes y su propio deseo de probar diferentes comportamientos en lo que respecta a la nutrición, el movimiento y el tiempo libre (aprender experimentado).

Fuente:

  • Brettschneider, Wolf-Dietrich; Naul, Rolad (2004): “Study on young people´s lifestyles and sedentariness and the role of sport in the context of education and as a means of restoring the balance”. Paderborn. Alemania. Estudio financiado por la UE.

    Ir a Ciencia